Haz voluntariado

Cada gesto cuenta
SÚMATE

Te necesitamos

Para cumplir con la tarea de acoger y acompañar en su recuperación a las personas más vulnerables de nuestra sociedad, Cáritas necesita de su voluntariado. La presencia, el empuje, la fe y la solidaridad de quienes deciden situarse junto a las personas que sufren es nuestra mayor fortaleza como institución.

TRABAJAMOS POR LA JUSTICIA

Tu compromiso mejora el mundo

Los voluntarios y voluntarias de Cáritas desarrollan una acción organizada y respaldada por la comunidad cristiana, a favor de la justicia y comprometida con la denuncia de las causas que generan desigualdad y exclusión social.

Personas voluntarias
%
Mujeres
%
Entre 71 y 80 años
%
Estudios universitarios

¿Qué puedes hacer como voluntario/a en Cáritas?

01

Apoyo escolar en euskera y castellano

Necesitamos personas que puedan comprometerse semanalmente con niños, niñas y adolescentes con necesidad de refuerzo para sacar adelante el curso escolar.

02

Enseñanza del castellano

El aprendizaje de la lengua es una herramienta imprescindible para la inclusión de personas extranjeras que llegan a nuestro territorio buscando la oportunidad de una vida mejor.

03

Atención e información telefónica

Una llamada puede ser la primera toma de contacto con Cáritas. Junto a la información y/o derivación que corresponda es importante ofrecer cercanía y escucha.

04

Acompañamiento a personas

En ocasiones, ante tareas muy cotidianas se pueden presentar dificultades derivadas de la pérdida o falta de recursos personales, del desconocimiento de la lengua o de otras circunstancias. Acompañar en acciones concretas, gestiones administrativas o en momentos de soledad es una importante labor.

05

Dinamización de los programas

El sentido de los servicios y programas de Cáritas son las personas que los necesitan. Son los voluntarios y voluntarias, con su tiempo y su compromiso, quienes hacen posibles estos espacios para la recuperación y la promoción personal.

¿Cómo es el voluntariado de Cáritas?

Capacidades y habilidades

  • Comprometido
  • Activo
  • Organizado
  • Coherente
  • Transmisor de valores
  • Servicial
  • Abierto a la formación y al aprendizaje permanente

El voluntariado de Cáritas es una vocación; la de ser útiles a quienes necesitan empuje, arrope y compañía en los momentos difíciles.

En primera persona

  • He aprendido mucho de las mujeres a las que he conocido durante todos estos años y con las que he compartido tiempo. He visto la fuerza que tienen para superar sus dificultades familiares y sociales. Estas mujeres comparten sus preocupaciones y dificultades con el grupo y eso me hace a mí reflexionar sobre mi propia vida y lo que marca nacer en un lugar o en otro.

     

    Aureli Picaza
    Voluntaria en el Programa de Promoción de Personas Adultas en Llodio
  • Siendo voluntario he aprendido a tener paciencia, a escuchar… En el desempeño de mi labor durante tantos años me he dado cuenta de que hablamos mucho y escuchamos poco. A veces las personas buscan eso: un oído que les escuche y una persona con quien compartir un problema que no pueden hablar con nadie.

    Miguel Ángel Ramos
    Voluntario (fallecido) en la Junta de Amurrio
  • He aprendido a ser más paciente. En un principio pensaba que mi trabajo era enseñar castellano, pero me he dado cuenta de que la mayor labor que puedo hacer es el acompañamiento. No consiste solo en compartir conocimientos, también es ofrecerse para la escucha.

    Marisa Miguéliz
    Voluntaria en la actividad de Conversación en la parroquia del Espíritu Santo
  • Somos una gran familia. En mi voluntariado pongo en valor la amistad, tanto con el alumnado, como otros voluntarios o voluntarias, trabajadoras sociales y sacerdotes. Agradezco a Dios tanta alegría y paz del alma y la capacidad de sentir el amor a flor de piel.

     

    Celestino González
    Voluntario (emérito) en el programa de Apoyo Escolar en la parroquia de La Coronación
  • El voluntariado me ha hecho más tolerante a otras realidades. Estar en Cáritas me ha ayudado a ver más allá de lo mío. He podido conocer el transfondo y las dificultades a las que tienen que hacer frente muchas personas y ahora las comprendo mejor.

    Piedad Pérez
    Voluntaria en la Junta de Orduña. Tesorera.
  • Durante todos estos años he podido comprobar que con la aportación del trabajo y/o dedicación de muchas personas se consiguen muy buenos resultados. Que las cosas que se hacen por los demás siempre son valiosas. Hay que recordar aquello del vaso de agua que deis… Es importante trabajar en equipo y en red.

    Doroteo Lekuona
    Voluntario (emérito) en la Zona Sur y en la comisión del Fórum 50-70

¿Nos echas una mano?

Si quieres sumarte a nuestro equipo de voluntariado, ponte en contacto con Cáritas.

Pza. de Nuestra Señora Madre de los Desamparados, 1, 1º

01004 Vitoria-Gasteiz

  • 945 23 28 50
  • animacion@caritasvitoria.org